LA MENOPAUSIA


 En la vida de toda mujer llega un periodo en el cual los ovarios dejan de producir estrogenos y progesterona, hormonas dedicadas a regular nuestro ciclo menstrual. Este cambio suele producirse alrededor de los 50 años y lleva por nombre Menopausia o Climaterio. Representa también el final del ciclo reproductivo y con él, la forma más común de expresión femenina.
La Menopausia es un ciclo del todo natural y como tal hay que considerarlo.
Es muy normal que las mujeres se acercan a ella tengan muchas dudas, otras en cuanto empiezan a apreciar cambios se confunden y no saben como tratar los síntomas.
Hay que decir que:

"La manera en que este cambio sea experimentado y asumido por la mujer dependerá de su actitud hacia la propia feminidad y de la satisfacción sexual experimentada hasta el momento. Además de las reacciones secundarias de ansiedad, irritabilidad y falta de energía, todos ellos indicios de dificultad para amoldarse a la nueva etapa de la vida, existen una serie de síntomas de carácter más somático. Son conocidos los sofocos, con los cuales, en realidad, se pretende aparentar «calor sexual». Es un intento de demostrar que, con la pérdida de la regla, no se ha perdido la feminidad en el sentido sexual, y de este modo una demuestra que está caliente. También las frecuentes hemorragias son afán de simular fertilidad y juventud.
      La magnitud de los problemas y dolencias del climaterio dependen, en gran medida, de la plenitud con que se haya experimentado la propia feminidad. Todos los deseos no realizados suelen agigantarse en esta fase, produciendo amargura por las oportunidades perdidas, ansiedad y deseos de recuperación. Sólo lo no vivido nos hace arder. En esta fase de la vida, suelen producirse también los miomas del útero, tumores benignos del tejido muscular. Estos tumores de la matriz simbolizan un embarazo: la mujer alimenta en la matriz algo que luego habrá que extraer por medio de una operación que será como un parto. Los miomas pueden considerarse indicio de inconscientes deseos de embarazo"   (Párrafo extraído del "LA ENFERMEDAD COMO CAMINO" de .Thorwald Dethlefsten y Rüdiger Dahlke)

Creo firmemente que la resistencia y la poca aceptación que ejercemos hacia el cambio es la responsable de los diferentes trastornos que sufren muchas mujeres, independientemente de la lección que podemos aprender al escuchar nuestro cuerpo.
La Medicina Natural, tiene muchas herramientas para tratar éste proceso:
-La sequedad vaginal, de ojos, de piel es muy frecuente y se trata con perlas de Aceite de Onagra, de efecto muy beneficioso y prácticamente inmediato.
-Existen plantas que contienen fitoestrógenos, unas sustancias naturales que actúan como sustitución de la carencia de estrógenos. La Soja contiene isoflavonas que actúan de forma parecida a dichos estrógenos. 
-Las isoflavonas mantienen la salud de nuestros huesos, ayudando a la prevención de la osteoporosis y las enfermedades cardiovasculares. De igual manera ayudan con los sofocos, sudores,nocturnos, irritabilidad y cambios de humor.
-Plantas medicinales como la Valeriana, el Lúpulo,la Pasiflora, el Hipérico y la Salvia, entre otras nos ayudan a no tener que consumir preparados químicos.
Las Esencias Florales, siempre de gran ayuda para equilibrar nuestros estados de ánimo y hacernos entender que la Menopausia no es una enfermedad ni tampoco una condena, no hay que sentir miedo, ni angustia, ni ansiedad..........no va a pasar nada, bueno si, se aproxima la gran liberación.

Flores de Bach:
Agrimony, Heather y Crab Apple: Nos ayuda a aceptar nuestra realidad, sobre todo en personas con tendencia al disimulo, aparentando una actitud juvenil o artificial.
La combinación deImpatiens, Rock Rose, Walnut y Cherry Plum: Cuando viene acompañada de sofocos.
Olive: Si hay agotamiento físico.

Flores de California:
Hibiscus: Reducida respuesta sexual, sequedad física o emocional.
Echinacea: Sentirse sobrecargada, pérdida de identidad femenina, experimentar la menopausia como una época llena de trastornos.
Pretty Face: Sentimientos de fealdad o baja autoestima. Hace resurgir la belleza interna.
Zinnia: Ayuda a experimentar la menopausia como un estado liberador. Restaura la alegría.
Self-Heal: Nos hace asumir la responsabilidad interna de nuestro propio bienestar y aleja cualquier pensamiento que asocie esta etapa con la enfermedad.


Todas las mujeres que estamos en éste periodo deberíamos de entender que de ninguna manera es el principio de la vejez, muy al contrario empieza un periodo en el cual podemos ser nosotras mismas, sin tener que demostrar nada, sin las ataduras sociales de la juventud, sin la necesidad.
No permitamos que nadie nos condicione sugiriendo que ya no vamos a ser ni atractivas, ni deseadas, que vamos a engordar, que sufriremos múltiples enfermedades e incluso que nos vamos a hacer pipí encima. Eso solo son estrategias de venta y de sumisión.
No caigamos en la trampa de la enfermedad, el abandono y el miedo al futuro. El futuro no existe y el presente será siempre lo que querrás que sea.
Así que adelante!! 





Comentarios

bardinda ha dicho que…
Buen spot.

Un saludo
Montse León ha dicho que…
Me alegra que te guste, muchas gracias!!
Anónimo ha dicho que…
Me gusatria saber si existe alguna de las flores de bach, que pudiese ayudar a disolver o eliminar un mioma uterino.
muchas gracias.
Montse León ha dicho que…
Las Flores de Bach siempre ayudan, pero hay que tener muy presente que cualquier dolencia física es la consecuencia de emociones muy profundas que debe de salir a la luz.
Mi consejo es que busque un terapeuta floral en tu zona.
Si lo deseas puedes contactar conmigo a través de la web http://montse55mleon.wix.com/sanacionfloral.
Espero haberte ayudado.

Entradas populares de este blog

AFIRMACIONES POSITIVAS DE LAS FLORES DE BACH

EL ALMA DE ROCK ROSE

EL ALMA DE CHICORY